Una Roca Aventada desde un Puente Causa Choque Severo en Autopista

February 25, 2016 by · Leave a Comment 

El residente de Highland Park José Luis Osuna instaló una protección extra para mantener las ventanas de su casa a salvo en caso de que alguien tirara una piedra. Nunca se imaginó que un día una piedra lanzada desde un puente de la autopista lo dejaría paralizado y sin poder hablar.

El 17 de enero a las 11:30pm. Osuna, de 56 años, conducía a su casa del trabajo en la autopista  Arroyo Seco Parkway 110 con dirección al norte cuando una roca de tamaño mediano arrojada desde el puente de la Avenida 43 le rompió el parabrisas golpeándolo en la cara, el cuello y dislocando su mandíbula, dijo su hermana Rosario Osuna.

Osuna perdió el control de su auto y chocó contra el muro de contención de la autopista.

Read this article in English: Car Crash Blamed on Rocks Thrown from Parkway

Rosario dijo que ella quedó en shock al ver a su hermano que había sido trasladado al Hospital Huntington Memorial. Estaba “irreconocible”, le dijo a EGP visiblemente afectada por el incidente.

“Su cabeza estaba grande, tenía la cara muy hinchada, amoratada casi negra, sus dientes se le cayeron y sus cuerdas vocales quedaron destruidas”, explicó Rosario. “No puede hablar, su vista esta perdida y el lado derecho de su cuerpo está paralizado” porque alguien decidió lanzar una piedra contra su automóvil, dijo el lunes con disgusto.

El Arroyo Seco Parkway es la autopista más antigua en el oeste de Estados Unidos. Fue diseñada para una menor y más lenta cantidad de vehículos en movimiento y la rampa de la Avenida 43 es ampliamente considerada como una de las salidas más peligrosas a lo largo del tramo de 8 millas.

Para empeorar las cosas, durante los últimos meses automovilistas se han tenido que enfrentar a objetos que son lanzados desde un agujero en la malla de alambre en el puente.

José Luis Osuna, 56, esta hospitalizado y con la mitad del cuerpo paralizado después que fuera golpeado con una roca mientras conducía por la autopista 110 en dirección al norte.

José Luis Osuna, 56, esta con la mitad del cuerpo paralizado después que  una roca lo golpeó mientras conducía por la autopista 110 en dirección al norte.

La residente de Montecito Heights Erin Scott-Walsh le dijo a EGP que la semana pasada mientras conducía con su hermana por la autopista 110 hacia el norte, en el carril de la izquierda, al acercarse a la avenida 43 vio “lo que parecía ser un hombre joven” tirar una botella de agua a través del agujero de la valla, golpeando a un camión que viajaba en la misma dirección.

Después de escuchar sobre el incidente de Osuna por medio de las redes sociales, Scott-Walsh dijo que se preocupó.

“El camión no reaccionó a la botella, es por eso que pensé que podría haber estado vacía, pero la posibilidad [de otro accidente] estaba ahí y me dio miedo”, aseveró.

Durante el seguimiento de las quejas de los objetos lanzados, EGP encontró que hay una confusión en el Departamento de Policía de Los Ángeles sobre cual división de policía cubre el área por el paso elevado de la Avenida 43. Los residentes locales le dijeron a EGP que llaman a la policía a veces sin respuesta debido a la confusión sobre la jurisdicción.

El capitán de la división Hollenbeck Martín Baeza le dijo a EGP que su personal no está manejando “ni tenemos ningún reporte de lanzamiento de piedras”.

Del mismo modo, el capitán de la división Noreste Arturo Sandoval dijo que contactó a sus “detectives de asalto con agravantes”, sin embargo, “no recuerdo que estemos llevando ningún” incidente relacionado tampoco.

El caso de Osuna está siendo investigado por la Patrulla de Caminos de California (CHP), que tiene jurisdicción sobre las autopistas. El oficial de la CHP Robin Hines le dijo a EGP que no han detenido a nadie, pero tienen un sospechoso y están siguiendo algunas pistas.

“Estamos esperando los resultados del laboratorio de pruebas de ADN” en la roca, dijo Hines explicando que los resultados podría tomar “desde unas pocas semanas hasta un mes en llegar”.

Con el fin de mantener una zona más segura, Hines dijo que patrullas adicionales se han colocado cerca de la zona del incidente.

El agujero en la valla, sin embargo, es responsabilidad de la ciudad como es el crimen en las calles adyacentes.

Varias personas que viven cerca de la Avenida 43 dijeron que creen que el sospechoso de aventar la roca que es un hombre indigente que vive en un campamento cerca del puente.

El agujero en la malla de alambre fue arreglado el miércoles por la mañana, más de un mes después del accidente de Osuna. (EGP photo by Jacqueline Garcia)

El agujero en la malla de alambre fue arreglado el miércoles por la mañana, más de un mes después del accidente de Osuna. (EGP photo by Jacqueline Garcia)

Una residente, que por temor a la seguridad de su familia pidió que no se use su nombre, dijo que ella y su marido han llamado a la policía varias veces para reportar el hombre que parece tener problemas mentales y “tiene episodios de ira y se vuelve perturbador”.

La mujer no fue testigo del accidente de Osuna, pero sí oyó “una explosión enorme” y a la mañana siguiente se enteró de lo sucedido.

“Poco después es cuando el campamento [del indigente] desapareció”, dijo.

Otros residentes de la zona dijeron que ellos también le temen al hombre descrito como latino de unos 30 años. Afirman que patea los botes de basura y ha causado daños en los autos de la calle.

Cuando llaman para reportarlo la división Hollenbeck los dirige a la división Noreste y viceversa.

“A menos que uno lo vea y sirva como testigo ante la policía no lo van a detener”, se quejó la mujer quien habló con EGP bajo condición de anonimato.

“Tenemos que llamar varias veces y cuando finalmente llegan sólo le dan un citatorio”, agregó.

El asunto fue mencionado el lunes en la reunión de la junta del Consejo Vecinal de Arroyo Seco. No se tomaron medidas, pero los miembros alentaron a los vecinos de la zona informen de cualquier “actividad sospechosa”.

El miércoles, a raíz de las investigaciones de EGP a la ciudad, el departamento de obras públicas reparó el agujero en la valla que era un acceso fácil para vándalos que tiran piedras y objetos a los vehículos que transitan. La portavoz de obras públicas con la ciudad, Elena Stern, le dijo a EGP que el departamento anima a los residentes que se encuentran en problemas similares notifiquen llamando al 311 o por medio de la aplicación MyLA311 para dispositivos móviles.

Osuna pasó dos semanas en coma antes de ser trasladado a un hogar de convalecencia especializado, dijo su hermana Rosario.

Los médicos no saben si él volverá a hablar o moverse de nuevo, agregó Rosario quien espera que se haga un arresto pronto para evitar que otros sean perjudicados.

Los amigos de José Osuna crearon una página en gofundme.com para ayudar con sus gastos de hospital. Para donar visite: https://www.gofundme.com/x2qz2bac.

—-

Twitter @jackiereporter

jgarcia@egpnews.com

Copyright © 2019 Eastern Group Publications/EGPNews, Inc. ·