Activistas de Diferentes Frentes se Movilizan Contra Redadas de Centroamericanos

January 21, 2016 by · Leave a Comment 

Organizaciones centroamericanas de Los Ángeles emprendieron desde el fin de semana una serie de movilizaciones para presionar a la Administración Obama y detener las redadas de madres y niños inmigrantes.

“Es injusto lo que están haciendo con estas familias que están huyendo de la violencia y lo único que quieren es un lugar seguro donde trabajar”, dijo a EFE Cecilia Rodríguez, vocera de Alianza Hondureña, que reclama que se otorgue a estas familias un Estatus de Protección Temporal (TPS).

Las acciones llegan tras la detención de 121 personas en una redada realizada el primer fin de semana del año. Al menos 77 inmigrantes, entre madres y niños, ya fueron repatriados a El Salvador, Guatemala y Honduras.

Los activistas quieren sumar su voz a la de los congresistas demócratas que pidieron a la Casa Blanca una protección específica para estos migrantes.

A pesar del aumento en la vigilancia de la frontera en el año fiscal 2015, un total de 4.450 familias salvadoreñas, 3.943 guatemaltecas y 3.203 hondureñas fueron detenidas al ingresar al país de forma indocumentada??.

Para Rosa Posada, presidenta de la Unión de Guatemaltecos Emigrantes (UGE), las soluciones dadas por el presidente Obama, están empeorando el problema.

La activista asegura que mientras en los países continúen los índices de violencia que existen los centroamericanos no tendrán otra opción que migrar.

Los activistas de Honduras, El Salvador y Guatemala no están solos en esta cruzada, ya que desde hace dos semanas han conseguido el apoyo de defensores de los derechos de las minorías.

Tres docenas de las más renombradas organizaciones LGBT enviaron la semana pasada una carta al Secretario de Seguridad Jeh Johnson para que detenga acciones como las que se dieron Georgia, Maryland, Texas y Carolina del Norte.

“Hay que apoyarnos entre todos y crear un frente común, no sólo son los centroamericanos los afectados con estas políticas, los mexicanos y demás migrantes están siendo expulsados cada día”, advirtió a EFE, Raúl Murillo, vocero de Hermandad Mexicana.

La movilización también pretende hacer un llamado a la comunidad para que reporte cualquier hecho relacionado con los agentes de la Oficina de Control de Inmigración y Aduanas (ICE).

“Hay mucho temor entre la comunidad, hemos recibido muchas llamadas de falsa alarma y esto puede desatar un caos, así que tenemos que tranquilizarnos y estar unidos”, indicó Rodríguez.

Virginia Kise, vocera del ICE, aseguró a EFE, que en el Sur de California no se han desarrollado esta clase de acciones, no obstante, aclaró que los agentes siguen realizando el trabajo de rutina.??En la noche de este sábado estaba prevista una vigilia frente al Centro de Detención de Inmigración de Los Ángeles, donde decenas de migrantes esperan ser deportados.

Miles de Mexicanos Deportados de California Podrían Regresar a EE.UU.

March 5, 2015 by · Leave a Comment 

Miles de mexicanos en el sur de California que fueron deportados tras verse obligados a firmar su “salida voluntaria” tendrán oportunidad de regresar a EE.UU. para regularizar su estatus migratorio tras un acuerdo aprobado el viernes por un juez en una corte federal.

El acuerdo vino tras la resolución de una demanda interpuesta por la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) en junio de 2013, al considerar que agentes federales hostigaban y proveían información errónea a inmigrantes para forzarlos a firmar su salida del país sin darles oportunidad de tener una audiencia frente a un juez.

“Es algo histórico, es una enorme victoria para muchos inmigrantes que llaman a Estados Unidos su hogar”, señaló a Efe la abogada de ACLU en San Diego, Gabriela Rivera, al referirse al acuerdo alcanzado.

También, como parte de la demanda, López-Venegas vs Johnson, autoridades del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) están obligadas a cambiar sus prácticas y proporcionar información detallada a inmigrantes sobre las consecuencias de firmar una salida voluntaria, así como permitir a la persona consultar con un abogado.

Tras el acuerdo firmado por el juez John A. Kronstadt de California, organizaciones como ACLU y la Coalición por los Derechos Humanos de Inmigrantes de Los Ángeles (CHIRLA), entre otras, se encargarán de buscar a personas que reúnan los requisitos para formar parte de la demanda colectiva.

“Ahora podemos empezar el proceso para reunir algunas de las familias que pudieron haber permanecido juntas legalmente en Estados Unidos pero fueron separadas por prácticas del gobierno que dependen de mala información, engaño y coerción”, refirió Rivera.

La abogada de ACLU, aclaró que aquellos que logren regresar lo harán con el mismo estatus migratorio que tenían cuando fueron llevados a México.

“No ganamos estatus para quienes fueron deportados, simplemente ganamos el derecho a regresar a los Estados Unidos y tener de nuevo, la oportunidad de pelear su caso frente a un juez”, aseveró.

Entre los requisitos para ser elegibles como parte de este acuerdo, se encuentra el haber firmado su salida voluntaria en el sur de California (procesados por la Patrulla Fronteriza o el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) en el sector San Diego o Los Ángeles) entre el 1 de junio de 2009 y el 28 de agosto de 2014 y haber sido deportados a México.

También, se requiere que la persona tuviera ciertas opciones legales para permanecer en EE.UU. cuando firmó su salida del país, además debe de estar físicamente en México al momento de someter su aplicación para ser miembro de la demanda colectiva.

Autoridades de ICE estiman que durante el periodo establecido en la demanda alrededor de 30 mil indocumentados firmaron su salida voluntaria.

La dependencia federal dijo desconocer cuántos de esos casos califican para esta demanda colectiva, aunque creen “será una pequeña fracción del número total”.

Además, precisaron que se realizaron modificaciones al formulario conocido como “Notificación de Derechos y Solicitud de Resolución”, en el cual se enumeran las opciones con las que cuentan las personas indocumentadas como solicitar una audiencia ante un tribunal, declarar que existe peligro de regresar a su país u optar por la salida voluntaria.

“ICE anticipa que el formulario modificado será implementado a nivel nacional”, agregó la vocera de la dependencia.

Anna Castro, portavoz de ACLU en San Diego consideró que este acuerdo da esperanza en medio del debate en relación a los derechos de los inmigrantes en el país.

“Tenemos que reconocer que todas las personas que están en Estados Unidos tienen derechos bajo la Constitución y que nadie debería ser forzado a tomar decisiones que les puede cambiar la vida tanto a ellos como a su familia”, declaró a Efe.

Por otra parte, aclaró que si una persona logra regresar tras reunir los requisitos, existiría la posibilidad de beneficiarse por algunas de las acciones migratorias anunciadas por el presidente Barack Obama, aunque enfatizó que “no existe relación entre DACA, DAPA y esta demanda”.

“Es posible que al regresar a Estados Unidos y al calificar para la demanda colectiva (no para DACA y DAPA), que al estar aquí esa quizá sea una opción legal para alguien”, explicó.

Los inmigrantes primero deben demostrar haber tenido una opción legal para residir en EE.UU. en el momento que firmaron su salida (hasta agosto de 2014, tiempo en el que todavía no se había anunciado el alivio migratorio del presidente).
De ser así, una vez en EE.UU., podrían considerar esa opción para permanecer en el país.

Aquellos que consideran que califican para esta demanda colectiva deben escribir al correo electrónico avd@aclusandiego.org o llamar al número gratuito 1-800-681-6917 para solicitar una consulta.

Tanto las solicitudes como las consultas informativas para este alivio legal serán gratuitas, además que podrán ser emitidas únicamente por ACLU y otras organizaciones aprobadas por este organismo.

Los activistas alertaron a la comunidad de posibles fraudes y aclararon que solo la ACLU y las organizaciones aprobadas por este organismo van a poder someter solicitudes para aprobación al gobierno en base a este acuerdo.

Asimismo, recalcaron que las aplicaciones para este alivio legal serán gratuitas al igual que las consultas informativas.
La implementación de este acuerdo consistirá en dos etapas.

Primeramente, la ACLU y otras organizaciones iniciarán una campaña informativa en diferentes estados de México y el sur de California que se extenderá por 120 días.
Posteriormente, habrá un lapso de 180 días para recibir las solicitudes.

Copyright © 2019 Eastern Group Publications/EGPNews, Inc. ·